logo
Zapatos Ecco es propiedad de CalzadosClubVerde Paseo San Antonio 29, 37003, Salamanca, España -Tfno. (+34) 923 225 428
Sólo servimos a España peninsular e Islas Baleares.


problemas-comunes-pies
En algún momento todos enfrentamos alguno de estos problemas comunes en los pies, saber cómo lidiar con ellos es vital para evitar males mayores. Algunos de estos inconvenientes pueden ser serios y necesitar atención especializada, otros simplemente pueden resolverse en casa. Sigue los consejos de tu tienda para comprar zapatos ecco y cuida la salud de tus pies.

El pie y sus particularidades

El pie humano tiene 43 músculos, 26 huesos, 33 articulaciones y al menos 50 ligamentos y tendones, todo esto para mantener al pie moviéndose y sostener nuestro cuerpo cuando nos paramos, caminamos, trotamos o corremos. Además, tiene más de 250 mil glándulas sudoripadas, esto te dice lo importante que es lavar bien tus pies.

El pie es una maravilla de la evolución, porque es capaz de cargar todo el peso de nuestro cuerpo y la fuerza del movimiento todos los días. El pie está compuesto por los dedos, la planta, talón y tobillo, todas estas partes trabajan en conjunto y armonía. Pero no siempre la relación es tan feliz y a veces nosotros mismos le ocasionamos estrés a nuestros pies y los ponemos en riesgo.

Los problemas en los pues son varios, aquí mencionaremos algunos de ellos y sus soluciones.

6 problemas comunes en los pies: Aprende a enfrentarlos

Conoce lo que puede suceder en tus pies y los posibles tratamientos que puedes poner en práctica.

1. Uña encarnada

La uña del pie crece hacia adentro de la piel. Este problema puede causar dolor, enrojecimiento, hinchazón y en casos extremos una infección. Puede suceder por haber cortado tus uñas muy cortas, por no haberlo hecho de forma recta (que es lo recomendado) o una herida en una uña. Incluso puede suceder por usar zapatos muy ajustados o puntiagudos, que causan mucha presión en las uñas.

Uno de los tratamientos más comunes es remojar el dedo afectado en agua caliente, luego colocar un ungüento antibiótico y un algodón seco debajo de la uña encarnada, en la esquina. Este remedio ayudará a mejorar este problema. Haz esto dos veces al día por 15 minutos.

Pero si el problema persiste y tienes dolor severo, que no se alivia al pasar 10 días, lo mejor es que vayas al médico. Quizás necesites una pequeña cirugía para eliminar toda o una parte de la uña.

2. Callos y callosidades

Los callos son formados por tejidos de piel dura cerca del hueso prominente del dedo, o entre los dedos. Surgen por el roce o fricción repetido contra el área de los huesos del pie o con el zapato. Se pueden formar en la planta del pie, especialmente debajo de los talones, en los lados, entre los dedos o en los dedos gordos.

El tratamiento es sencillo. Lo primero que debes saber es que no debes intentar eliminarlo o cortarlo con un objeto afilado. En su lugar remoja el pie primero en agua jabonosa y luego usa una piedra pómez para remover con cuidado el tejido duro.

Si sientes mucho dolor lo mejor es que coloques almohadillas o cinta adhesiva especial alrededor de esta zona para evitar el roce con los zapatos. Si necesitas ayuda visita a un podiatra.

3. Ampollas

Una ampolla es una “cáscara” en la superficie de la piel, que puede contener un líquido claro. Estas pueden infectarse. Se forman cuando la piel roza repetidamente con algo, por ejemplo, cuando tus zapatos te rozan siempre en el mismo punto del pie, cuando usas zapatos que no te quedan bien o cuando los llevas sin calcetines.

Evita romper las ampollas, la piel que la cubre te protege de una infección. Lo mejor que puedes hacer es lavar el área con jabón neutro y agua y aplicar una loción antibacterial en la ampolla. Luego cúbrela con una gasa y colócale cinta adhesiva especial, que ayuda a protegerte y prevenir una infección.

Cambia esta gasa una vez al día por lo menos y usa distintos zapatos, que no molesten, hasta que la ampolla sane.

4. Mal olor en los pies

Cuando los pies sudan y el sudor se mezcla con las bacterias que generalmente hay en tus pies, se producirá un olor algo ácido. Básicamente esa es la causa de los malos olores que puedas sentir en tus pies. Y aunque parezca algo natural puedes controlarlo.

El tratamiento es sencillo, ponte calcetines de algodón y zapatos cómodos que respiren, como los de cuero o de tela, evita el plástico. Puedes colocarte talco en los pies, esto también ayudará a eliminar los malos olores.

Además, recuerda lavar siempre tus pies con agua y jabón, restrégalos bien durante la ducha. Así eliminarás las bacterias que causan el mal olor.

5. Pie de atleta

Es el hongo más conocido que afecta los pies. Este hongo crece en ambientes oscuros, húmedos, con piel muerta. Es común entre los dedos y en la planta del pie. Los síntomas son picazón, la piel comienza a pelarse y a veces se forman grietas entre los dedos que son muy dolorosas.

Puedes prevenirlo, recuerda siempre secarte bien entre los dedos luego de bañarte, lavarlos bien, además, cambiar de calcetines y zapatos regularmente.

El tratamiento es sencillo, debes usar crema o spray anti hongos que conseguirás en la farmacia. Pero, si alguna de estas opciones falla, lo mejor es visitar a un especialista, que te prescribirá un medicamento más fuerte.

Si vas a salir de excursión, a la montaña, prefiere zapatos impermeables. Estos mantendrán tus pies secos si llueve o caminas sobre suelo mojado. También se recomienda usarlos para los días lluviosos.

6. Hongos en las uñas

Los hongos en las uñas le dan a estas un aspecto poco atractivo y una apariencia nada bonita. Pueden alterar el color de las uñas y pasarse de una uña a otra, incluso a las de las manos. Evitar la aparición de este padecimiento es difícil si transitas generalmente por áreas húmedas descalzo, como los vestidores del gimnasio o las piscinas.

Generalmente puedes tratar los hongos con un spray que encontrarás en la farmacia. Lo mejor es la prevención, usa sandalias flip-flops o zapatos especiales para la piscina o playa. Y las personas con enfermedades crónicas como la diabetes y otras que causan inmunodeficiencia, como el VIH, son especialmente vulnerables.

¡Cuida bien tus pies!

Estos problemas en los pies que hemos mencionado son muy comunes, y son los menos dolorosos o que implican menos inconvenientes en esta parte de nuestro cuerpo. Patologías frecuentes en los pies como juanetes, fascitis plantar, pie plano, entre otros pueden causar mucho dolor e incluso requerir intervenciones quirúrgicas para solucionarlos.

Muchos de esos padecimientos como el pie plano o los juanetes vienen dados por predisposición genética y son muy difíciles de evitar. Pero, no es imposible solucionarlos.

En cambio, los problemas que hemos mencionado en este post, surgen principalmente por negligencia de la persona, mal cuidado de los pies, también por el uso de zapatos inadecuados. Y, en general, por el uso y desgaste de esta parte tan importante de nuestro cuerpo, la que nos ayuda a mantenernos de pies. Sigue estos consejos y te sentirás mejor.

Recuerda que si tienes alguno de estos padecimientos que hemos mencionado y no se mejoran los síntomas, lo mejor es que acudas a un especialista. Así podrás evitar males mayores y te sentirás mucho mejor. Tus pies sanos te ayudarán a continuar tus actividades normales sin problemas.

Como regla general lo recomendado es que uses zapatos cómodos, y que le des un buen cuidado a tus pies todos los días. Esta parte de nuestro cuerpo requiere especial atención, especialmente si estamos todo el día de pie en el trabajo o si solemos caminar mucho. En nuestro blog podrás leer más consejos sobre el uso de calzado de calidad y el cuidado de tus pies.

Al conocer los problemas comunes en los pies y cómo enfrentarlos podrás saber cómo reaccionar ante estos inconvenientes. La idea es que desde casa puedas controlarlos sin tener que visitar al doctor, pero si sigues sintiendo dolor o molestias lo mejor es visitar al podólogo.

¿Has sufrido alguno de estos problemas? ¿Qué soluciones recomiendas? Escríbenos en los comentarios y háblanos sobre tu experiencia.

problemas-comunes-pies-infografia

Fuente infografía


No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.